La tercera generación de alumnos del curso: “Actitud E: Aprendiendo con los años”, recibió su título de graduación a inicios de semana. Un total de 16 adultos mayores a los 55 años se hicieron presentes en la Sede Central de Cartago del Tecnológico de Costa Rica (TEC) para culminar con esta etapa formativa.

Durante todo el año anterior, estas personas asistieron a lecciones con profesores de la Escuela de Administración de Empresas del TEC, en las que aprendieron técnicas para desarrollar las ideas de negocios que ya previamente debían traer consigo al ingresar al curso.

“Han salido adelante a pesar de los temores que tenían a un inicio. Ustedes fijaron su meta en graduarse y tuvieron la valentía y dedicación necesarias para cumplirla”, señaló en su discurso el máster Juan Carlos Carvajal, director del Centro de Vinculación del TEC, ente que en conjunto con la Escuela de Administración Empresas organiza el curso cada año.

Otro de los aspectos importantes que tiene “Actitud E: Aprendiendo con los años”, es que sus docentes trabajan desinteresadamente, donando su tiempo y poniendo a disposición su conocimiento.

Durante el acto de graduación, estuvo también presente la vicerrectora de Investigación y Extensión, Paola Vega; quien con emotivas palabras contó la historia de cómo varios de sus familiares lograron superarsecon proyectos similares a este. “Gracias a estos cursos, podemos impartir nuestro conocimiento a miembros tan importantes de la comunidad nacional. Ese es el impacto social que buscamos tener en el TEC”, comentó Vega.

Los graduados hablan

Para el señor José Garita, de 60 años, este curso le dejó grandes enseñanzas para administrar de mejor manera su negocio. “Me llevo unos grandes amigos y amigas, eso es lo más importante para mí. Además, aprendí sobre herramientas muy útiles para poder desarrollar mi proyecto de agricultura orgánica y comidas típicas costarricenses. Este curso me ayudó a conocer cómo manejar adecuadamente mi idea y ahora sé cómo llevarla de la mejor manera”, aseguró complacido este vecino de Tres Ríos.

Por su parte, Mariam Granados, destacó el trato de los profesores y compañeros como algo muy importante. “Aprendí a valorarme mucho a pesar de los años que tengo. En este curso me hicieron entender que puedo desarrollar mis proyectos sin importar nada”, explicó esta microempresaria de 70 años de edad, productora de yogurt y residente de Paraíso.

El Programa Educativo para la Persona Adulta Mayor, al cual pertenece el curso, tiene sus orígenes en el año 2005 y está liderado a nivel nacional por el Consejo Nacional de Rectores (Conare). Tiene como objetivo el desarrollar una serie de acciones educativas para promover el envejecimiento activo en la población costarricense.

Fuente: Instituto Tecnológico de Costa Rica. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *